Tips para no equivocarte en la elección de tu vestido de fiesta de noche

Pautas para elegir un vestido de fiesta de noche

El tipo de evento al que vamos a acudir es primordial para escoger el vestido de fiesta perfecto. Aunque estemos hablando de eventos de noche, el estilismo puede variar según de que se trate.

Las bodas de noche requieren una atención muy especial a la elección del color de nuestro vestido: huye de colores nude, no obstante el color blanco es pura tendencia para eventos de noche ¡sobre todo si se trata de primavera-verano!; también puedes optar por colores ‘noche’ ¡elegancia y acierto asegurado!

Si vas a acudir a una graduación o evento similar, te recomendamos que optes por vestidos de fiesta desenfadados y más ‘casual’; puedes combinar tu outfit con un semi recogido para darle ese toque chic. Sin embargo, si se trata de una cena o evento de empresa, apuesta por el color negro: sofisticado, discreto y perfecto para la ocasión. Aunque si quieres que tu look no pase desapercibido en un día tan especial como tu cumpleaños, no tengas reglas ¡Todo vale! Nos encanta los tejidos con efecto brillo, nadie lo olvidará.

¿Lugar de la fiesta?

¡Qué aspecto tan importante! Si, queremos que seas el alma de la fiesta, pero con estilo y adecuada en cada ocasión. La comodidad es fundamental en un evento de noche que se celebra en un jardín: opta por un vestido de fiesta corto o midi, preferiblemente de color oscuro y combínalo con unas cuñas o tacón ancho. Si la fiesta es a la orilla del mar, irás ideal de color blanco (en el caso de que no se trate de una boda), tejidos fluidos y estilo bohemio.

¿Cómo sacarme partido?

El tercer tip, y no por ello menos importante, es escoger el vestido de fiesta perfecto teniendo en cuenta dos factores fundamentales: El color, y la silueta.

Si tienes una tez clara y el cabello castaño o rubio, las tonalidades pastel y los colores rosas, nude, violetas, plata y dorados te sentarán de maravilla. Para pieles con más color, te aconsejamos tonos rojos, azules noche, negro y colores tierra y ocre. Aunque si te sientes guapa sea el color que sea, apuesta por ello.

También es cuestión de fisionomía: lo ideal es que puedas potenciar tus cualidades, y disimular aquellas partes del cuerpo que menos te gustan. Si tienes las caderas más anchas que los hombros, estrecha cintura y poco pecho, opta por un escote en V y tejidos ligeros y con caída.

Si tienes más volumen en la parte de la tripita, te recomendamos un vestido de fiesta sea holgado tipo túnica ¡Realzarás tu figura! No obstante, si tienes la cintura definida, por tanto un pecho y caderas proporcionadas, apuesta por vestidos ceñidos.

¿Qué tejido escoger?

La tela define y transforma un vestido, por ello, este punto siempre irá ligado al lugar y tipo de evento. Nosotras pensamos que siempre ‘menos es más’ y eso tiene que ir directamente reflejado en tu outfit. Para ceremonias celebradas en la playa, disfruta de un tejido vaporoso cargado de movimiento.

Para fechas señaladas como la navidad ¡Nos encanta el terciopelo! Es súper acertado y muy en tendencia. Aunque amamos literalmente el acabado seda en prendas lenceras; somos de las que creemos que da un punto sexy para cualquier evento.

Ve cómoda, siéntete guapa y sigue nuestros tips; te ayudarán a encontrar el vestido de fiesta perfecto para ti. Aunque no olvides que siempre, tienes que ser fiel a tu estilo.

Deja un comentario